Archivo

Posts Tagged ‘Alemania’

Google se disculpa por recopliar canales Wi-Fi’s del mundo

17 mayo 2010 Deja un comentario

Google no deja de sorprendernos, pero esta vez para mal. Todos sabemos que Google sacó fotos de nuestras calles (la actualización de Google Maps conocida como Street View). Lo que ninguno sabía, hasta que lo descubrió el Gobierno Alemán, es que Google también hizo un listado de los canales Wi-Fi existentes allí por donde pasaba, recopilando su SSID y su MAC, claves únicas para cada módem en el mundo. Y, por supuesto, esto no ha sentado bien a la Agencia Alemana de Protección de Datos.

Google ha tenido que pedir disculpas públicamente por ello, y está dispuesto a hablar con cada país de los afectados para buscar una solución, diferente en cada estado. Quizás, si hubieran pedido permiso, esto no hubiera pasado… aunque también me parece algo desmesurada la reacción; tampoco es que haya usado las conexiones para descargar canciones piratas o algo por el estilo, ¿no?

Concienciando con el ejemplo.

25 diciembre 2009 1 comentario

Los empresarios de Siemens conjunto a Michael Pendry han realizado la mayor estrella de navidad giratoria del mundo en la ciudad alemana de Munich con la finalidad de concienciar a todo el mundo para el uso de las energías renovables.

Para hacerla en su mayor parte ecológica, utilizaron las aspas de un molino de viento y luces de tipo LED. Esta tarea no fue nada fácil ya que el molino se compone de más de 9000 luces LED (lo que equivale a la potencia lumínica de aproximadamente 20.000 velas de Navidad). La estrella se puede ver a unos 30 kilómetros de distancia. Es tan ecológico este método que consume lo mismo que un secador de pelo.

Todo esto por una buena causa, y que mejor que hacerlo en estas fechas tan señaladas.

¡Fascistas!

De todas las preguntas sin respuesta de nuestro tiempo, tal vez la más importante sea ésta: “¿Qué es el fascismo?”.

Una de las organizaciones de estudios sociales que hay en los Estados Unidos recientemente formuló esta pregunta a cien personas distintas, y encontró respuestas que iban desde “democracia en estado puro” a “lo diabólico en estado puro”. En Inglaterra, si se pide a una persona corriente, con capacidad de pensar, que defina el fascismo, por lo común responde señalando a los regímenes alemán e italiano. Y ésta es una respuesta insatisfactoria, porque incluso los principales Estados fascistas difieren entre sí en gran medida, tanto por estructura como por ideología.

Por ejemplo, no es fácil que Alemania y Japón encajen en un mismo marco, y es aún más difícil en el caso de algunos de los pequeños Estados que se pueden definir como fascistas. Suele darse por sentado, en efecto, que el fascismo es inherentemente belicoso, que prospera en un ambiente de histeria bélica, que sólo puede resolver sus problemas económicos mediante preparativos de guerra o mediante conquistas en el extranjero. Pero éste no es el caso, claramente, ni de Portugal ni de las diversas dictaduras sudamericanas. Asimismo, se supone que el antisemitismo es uno de los rasgos distintivos del fascismo, pero algunos movimientos fascistas no son antisemitas. Algunas polémicas eruditas, cuyo eco se escucha en las revistas norteamericanas desde hace muchísimos años, no han servido para precisar si el fascismo es o no una forma de capitalismo. Sin embargo, cuando aplicamos el término “fascismo” a Alemania, a Japón, a la Italia de Mussolini, sabemos, a grandes rasgos, a qué nos referimos. Es en la política interior donde la palabra ha perdido el último vestigio de significado que pudiera tener. Si se examina la prensa, se descubre que no hay, prácticamente, ningún conjunto de ciudadanos –ningún partido político, desde luego, y tampoco ninguna organización, de la clase que sea– que no haya sido denunciado por fascista a lo largo de los últimos diez años.

Aquí no me refiero al uso verbal del término “fascista”. Me refiero tan sólo a lo que he visto publicado. He visto las palabras “de simpatías fascistas”, o “de tendencia fascista”, o “fascista” a las claras, aplicadas con toda seriedad a los siguientes grupos: Leer más…